Poncho Sánchez

It Could Happen to You

Jimmy Van Heusen

Es el turno de “It Could Happen to You” dentro del repaso a los temas imprescindibles para una Jam. Compuesta por Jimmy Van Heusen y letra de Johnny Burke.

Apareció por primera vez en la película And the Angels Sing (1944). Y gracias a su aparición en la gran pantalla, surgieron en ése mismo año varias versiones como las realizadas por Bing Crosby, Dinah Shore, Jo Stafford (estuvo dos semanas en las listas de Billboard), Bob Chester o Boyd Raeburn.

Indiscutiblemente Jimmy Van Heusen, ha sido uno de los compositores más destacados de la música popular americana del pasado siglo, aunque cerca de dos décadas más joven que los grandes maestros: George Gershwin, Irving Berlin, Jerome Kern y Cole Porter, se le puede incluir perfectamente dentro de ese grupo de referencia. Obtuvo cuatro “Oscars” y un premio Emmy, además de escribir más de ochenta y cinco canciones para Frank Sinatra. También compuso las canciones para seis de las siete películas de otro buen amigo suyo, Bing Crosby.

La escucha de “It Could Happen to You” hasta la versión de Miles Davis, era entendida como una balada relajada, pero Miles con su grabación de 1956 dobla el tempo, y consigue darle una aire desenvuelto y alegre con ése ligero swing, siendo la referencia para la mayoría de las versiones posteriores. Hoy en día, lo habitual es tocarla en un tiempo medio o medio/rápido. Dexter Gordon, usó la secuencia de acordes de “It Could Happen to You” en su pieza “Fried Bananas”.

Comenzamos la escucha del tema con el trombonista J. J. Johnson, que fue uno de los primeros músicos de jazz que grabó “It Could Happen to You” en 1953.

La versión de Miles Davis, como ya he mencionado, cambió radicalmente la forma de entender “It Could Happen to You“. Incluida en su disco Relaxin’ with the Miles Davis Quintet en 1956.

Sonny Rollins, realizó otra versión excepcional, no solo prescindió del ritmo, sino que se deshizo de la banda entera. Contenida en The Sound of Sonny. Grabada en Nueva York, 11 de junio de 1957.

Como curiosidad, os propongo que escuchéis la versión latina del percusionista Poncho Sánchez realizada en 1988.

Una visión más contemporánea de “It Could Happen to You” es ésta versión del saxo alto Bunky Green, junto al pianista Jason Moran, extraída de su Another Place, Brooklyn, 27 y 28 de noviembre de 2004.

Para terminar, os dejo la versión de Diana Krall, extraída de su From this Moment On, grabada en 2006.

Anuncios

Cantaloupe Island

herbie-hancock

Dentro del repaso que vamos haciendo a los a los 250 temas imprescindibles para una Jam Session. Volvemos a subir un peldaño más en el abecedario y nos colocamos en la “C” de “calidad”, la que seguro nos van a deparar los temas que hoy comenzamos a analizar con esa inicial.

Si hay un clásico del jazz capaz de traspasar gustos y llegar a cualquier oreja popera, rockera, rapera o coplera es sin duda el tema que Herbie Hancock compuso para su disco Maiden Voyage, y por todos conocido por Cantaloupe Island.

Con tan solo tres acordes, logró concebir una composición llena de groove, de intensidad, creada gracias al terco ostinato del piano y su ritmo monótono y envolvente, que invitan a que cualquier intérprete se lance inmediatamente a probar frases rítmicas o melódicas sobre ellos. Aunque si hay que destacar un solo en concreto, el que se marca Freddie Hubbard en la versión original, es de absoluta antología.

Comenzamos, no con el original pero casi, Herbie Hancock en 1985 grabaría en directo en el Town Hall de Nueva York, en el concierto homenaje al sello Blue Note y denominado “One Night with Blue Note Preserved, junto a Freddie Hubbard (trompeta) Joe Henderson (saxo tenor) Ron Carter (bajo) y Tony Williams (batería) una versión de Cantaloupe Island que recuerda enormemente al original del disco Maiden Voyage.

De las numerosa versiones grabadas, es curioso que quizá la más famosa sea la que realizara el grupo rapero Us3 en 1993, superponiendo voces y doblando instrumentos sobre un fragmento sampleado del original de Hancock, con ello llegaron a vender un millón de copias.

Destacaría también, por curiosa, la versión realizada por Mark Murphy en 1975, en la que incluye letra a la composición original.

Y ya que estamos, escuchar ésta otra versión a cargo de Poncho Sánchez, extraída de su disco Psychadelic Blues, con un aire absolutamente latino que se acopla como un guante a Cantaloupe Island.