Nat King Cole

I Want to Be Happy

Vincent Youmans y Irving Caesar (dcha.) compositores de música y letra.

Continuamos repasando los “imprescindibles” para una buena Jam, en esta ocasión el tema es I Want to Be Happy. La canción es de las que se te quedan pegadas al cerebro como un chicle al zapato y no hay manera de quitártela de la cabeza. Red Nichols con su versión de 1930, llegó a situarla entre los veinte primeros de las listas en pleno auge del swing. Posteriormente Glenn Miller, también realizó su versión de “I Want to Be Happy”, dando como resultado un swing bailable a tono con los gustos de la época, siendo la canción de cara “B” ni más ni menos que de “In the Mood”.

Más tarde, poco a poco, “I Want to Be Happy” fue calando en los repertorios jazzísticos gracias a la ductilidad de su armonía, que permite una improvisación con multitud de enfoques y de ahí surgieron versiones como las de Jo Jones, Stan Getz, Roy Eldridge o Lester Young.

Como curiosidad, comentar que Irving Caesar el autor de la letra, tenía cierta tendencia a escribir letras que hablaran sobre la felicidad: “Sometimes I’m Happy”, “Help Yourself to Happiness”, “I’m Healthy ’Cause I’m Happy” y otra titulada simplemente “Happy” y que ése ánimo vital quizá influyese en su longeva vida, murió con ciento y un años, habrá que tomar nota…

Glenn Miller y su orquesta, firmó ésta magnífica versión al más puro estilo swing en 1939.

Ahora, son Nat King Cole, Stan Getz y Roy Eldridge quienes nos ofrecen su energética versión.

Lester Young junto a Buddy Rich en la batería y de nuevo Nat King Cole al piano, también grabaron esta estupenda versión con el sello inconfundible del tenor de Lester Young.

Una mirada más moderna, es la que nos propone el saxo tenor Al Cohn en su versión.

Y por último, una curiosidad, la versión de I want to be happy de parte de la Sant Andreu Jazz Band.

Anuncios

Gee, Baby, Ain’t I Good to You?

Redman

Don Redman autor de la música.

Damos un nuevo salto en el abecedario y nos colocamos en la “G”, continuando con el repaso de los 250 temas “imprescindibles” para una Jazz Session.

Y el primer tema que aparece es “Gee, Baby, Ain’t I Good to You?”, compuesta por Don Redman, y letra de Andy Razaf en 1929. La canción se grabó la semana previa al crack bursátil de ese mismo año.

Como en otras ocasiones, la canción tuvo que invernar (la situación del país quizá no era la más propicia), hasta que en 1941 la retoma el conocido saxofonista Chu Berry. Pero la versión que puso en boga “Gee, Baby, Ain’t I Good to You? ” y la catapultó a la máxima popularidad fue la que realizara Nat King Cole en 1943, a partir de ahí se sucederían constantes versiones en todos los estilos: jazz, rhythm and blues, pop, etc.

Comenzamos el repaso de las versiones con la Nat King Cole de 1943 que como ya he comentado, consiguió un sonoro éxito.

En el más que recomendable disco de Kenny Burrell (guitarra) denominado “Midnight Blue“, junto a Stanley Turrentine (saxo tenor); Major Holley, Jr. (bajo); Bill English (batería) y Ray Barretto (congas) aparece ésta estupenda versión.

‪Dizzy Gillespie‬ también la mantuvo en numerosas ocasiones dentro de su repertorio. En esta ocasión la versión es en directo en el Live at The Jazz Plaza Festival 1985. Con una banda de infarto.

El saxofonista alto Hank Crawford y el organista Jimmy McGriff, también realizaron su versión en su disco On the Blue Side en abril de 1989

Y para finalizar, una curiosidad, la interpretación de Cameron Diaz en la película La Máscara en 1994.

Beale Street Blues

BealeStreetBlues

Portada de 1919 del libro de partituras de Beale Street Blues, con la foto de la cantante Teddy Tappan en la cubierta.

Continuamos repasando los “imprescindibles” para una buena Jam, en esta ocasión el tema es Beale Street Blues. Compuesta por W. C. Handy 

William Christopher Handy conocido como el “Padre del Blues”, compuso este tema en recuerdo de Beale Avenue, situada en la ciudad de Memphis en el estado de Tennessee, siendo la zona característica donde se podía disfrutar del ambiente marchoso dentro de la comunidad afroamericana a principios del siglo XX, como curiosidad os cuento que aún hoy en día, continúa siendo un lugar muy animado y concurrido por las noches. Memphis además, pasaba por ser la ciudad donde el desarrollo del blues estaba absolutamente enraizado.

Beale Street Blues fue compuesta en 1917 pero no fue hasta 1919 que fue popularmente conocida al ser incluida dentro del musical Schubert’s Gaieties. Al igual que otras canciones de Handy como por ejemplo St. Louis Blues, Beale Street Blues es un híbrido entre el blues tradicional de 12 compases y un contratema de ocho compases que en este caso es más cercano al ragtime.

Comienzo el repaso de versiones, con este fragmento de la película biográfica de 1958 sobre la vida de W. C. Handy, donde Ella Fitzgerald interpreta el tema, mientras Nat King Cole (en el papel de Handy) la observa desde la puerta del garito.

En este caso, son Duke Ellington junto a Johny Hodges los que firman esta estupenda versión.

Esta version que he encontrado en YouTube me ha gustado y por eso os la pongo. Está grabada en julio de 1995, al trombón se encuentra Alberto Collatina, Carlo Bagnoli en el saxo baritono, Carlo Loffredo en el bajo y Walter Ganda en la batería.

Y si antes veíamos a Nat King Cole en el papel del propio W. C. Handy. Ahora es él quien interpreta el tema