Bobby Shew

Joy Spring

Recuperamos el repaso por orden alfabético a los 250 temas imprescindibles para una Jam Session, con el tema Joy Spring, compuesto por el trompetista Clifford Brown.

Joy Spring, es una canción optimista que Clifford Brown, dedicó a su mujer Larue, a la que denominaba su “Joy Spring“. Hay una anécdota ligada a esta composición, es la que cuenta como siendo Larue Anderson (futura mujer de Clifford ) una estudiante de música clásica, había elegido “Classics versus Jazz” como tema de su tesis, en la que pretendía demostrar la superioridad de la música clásica sobre el jazz. Su amigo el batería Max Roach, le presentó a Clifford, quien informado de la intención de Laure la llevó aparte y le comentó: “Cariño, el mundo entero no está construido alrededor de tónica / dominante “, con la intención de desmitificar la supuesta creencia de existencia de “músicas superiores”.

Desgraciadamente con el paso del tiempo la figura de Clifford Brown, se ha ido nublando en la memoria de los aficionados al jazz, seguramente por su muerte prematura a los 25 años en un accidente de tráfico en 1956 y la pocas grabaciones que le dio tiempo a realizar en su corta vida. Pero no hay que olvidar que fue el trompetista más impresionante de mitad de la década de 1950, con su sonido cálido y redondo, acompañado de una técnica virtuosa junto a su notable capacidad de improvisación y la gran influencia que tuvo sobre portentos trompetistas posteriores como Freddie Hubbard y Lee Morgan,

Como compositor, le dio tiempo a dejarnos tres composiciones esenciales que a la postre se han convertido en estándares de jazz: Sandu, Daahoud y la que nos ocupa Joy Spring.

Sin más, vamos a pasar a escuchar diferentes versiones de Joy Spring, como siempre comenzamos por el principio la realizada por Clifford Brown, en su disco Clifford Brown and Max Roach. Los Ángeles, agosto de 1954, junto a Max Roach batería y Harold Land al tenor.

A continuación, os propongo que escuchéis tres versiones de tres trompetistas diferentes. Comienzo con la tremenda versión de Freddie Hubbard, contenida en su Born to Be Blue. Hollywood, diciembre de 1981.

Sigo con la versión realizada por Bobby Shew, extraída de Metropole Orchestra, diciembre de 1986.

Y como último trompetista Arturo Sandoval, con su versión contenida en Trumpet Evolution. Los Ángeles, noviembre de 2002.

Y para terminar, Stan Getz con su relajada versión, extraída de The Dolphin, grabada en directo en el Keystone Korner de San Franciso. Mayo de 1981.

Anuncios